Páginas vistas en total

domingo, 31 de agosto de 2014

Golpe de estado municipal

No es tiempo de minorías.Nunca lo fue.Que un partido pequeño consiga proyección en los medios es difícil en unos e imposible en otros, donde sólo salen los que ya tienen representación.Convocar, liderar, atraer y seducir al votante parece difícil también.El primer escaño diputado o concejal también sale muy caro, cuesta más votos que el segundo, ya veces no se llega nunca a conseguir.El voto útil, el miedo a que gane la opción que más odiamos nos obliga a vecesa votar a otros para evitar lo que consideramos el caos.Aún así parece que en España se había producido un cambio ilusionante, empezaban a llegar a la política los no profesionales: gente común,interesada por el país y con ganas de regenerar el panorama de lo público.Primero los ningunearon, luego los criticaron y demonizaron, y ahora pretenden que los votos que consigan en las municipales no valgan para nada. Aquí sólo gobiernan los grandes, y los demás "chitón".Da igual lo que piensen las minorías aunque sus votos se junten y sean más que los del partido más votado.Hay que conseguir que los que nunca la tuvieron, continúen sin voz.

No hay comentarios:

Publicar un comentario